jueves, 1 de enero de 2015

Resiliencia






































 © Gladys González Afán. Roma 2013. Todos los derechos reservados.

Resiliencia :
1. f. Psicol. Capacidad humana de asumir con flexibilidad situaciones límite y sobreponerse a ellas.

Espero con profundo orgullo y satisfacción (XD) que el 2015 sea el año en que podamos mantener la cabeza alta, estar orgullosos de lo defendido y recuperarnos de los bandazos y los bandidos.

A nivel personal he estado repensando este blog, un poco en silencio por aquí, casi forzada ante esa sensación común de abismo que se presenta delante de cada estudiante una vez terminada la carrera. Para quien no lo sepa, yo abandoné mis estudios en su momento para trabajar y aunque nunca dejé de formarme, me pude independizar, adquirí las alas económicas para volar, cumplir sueños; entre ellos poder viajar un poquito. Así empecé a hacer fotografías y subirlas aquí.

Con lo que a parte y no solamente por el cambio de año si no por el transcurso vital de cualquier persona me toca volver a empezar. Toca tambalear las estanterías. Me toca hacer cosas nuevas para que me sucedan cosas distintas. Salir de lo cómodo. Por ejemplo: me he dado cuenta observando a mis referentes preferidos, de la poca afición a los retratos que tengo, de lo cómoda que me encuentro no teniendo que hablar con el paisaje...ahí podría apretar.

Estos son a modo muy general, mis propósitos para el 2015. Los comparto aquí para comprometerme con ellos, si no caigo en protegerlos en silencio y no tomar la iniciativa de dar los pasos correspondientes.

Chillida dijo: " La clave del arte es hacer lo que no se sabe hacer, porque lo que se sabe hacer ya está hecho. Y el que hace lo que sabe hacer, está perdiendo el tiempo"

Aprecio mucho esta frase, (¡sin ánimo de pretender crear arte, no se me ocurriría!) por la positividad y la mirada más alta a lo que uno desconoce, ir más allá, ir por más. Y en esas ando, nuevos objetivos. Voy tanteando nuevos caminos y aquí me encuentro, en Cerdeña descubriendo una tierra que en mi cabeza podría ser un mixto entre mi querida Asturias, mi anfitriona Mallorca y la Italia que mejor conocí, Roma, la ciudad eterna. ¡En serio! Estoy fascinada por la minería sarda que ignoraba, me emociono al ver ¿¡cómo no!? los pozos mineros, las costumbres tan arraigadas entorno a la gastronomía, el mismo Mediterráneo esplendoroso que me ha acompañado estos últimos años, la luz, ¡Ay la luz! ¡Hasta el catalán al norte de la isla! Me resulta todo muy familiar y al mismo tiempo nuevo. Es absolutamente fantástico.

Espero ir desarrollando estas sensaciones en este blog y que las podáis disfrutar. 
MUCHAS GRACIAS y PRÓSPERO, VASTO, ALTO AÑO NUEVO. Os deseo de veras que se os rompan los esquemas en el mejor sentido de la palabra, que mañana sean la persona menos resistente al cambio que son hoy. Y que abandonen el miedo.

Este hilo de pensamientos viene de la mejor felicitación de fín de año que me han dado jamás y a pesar de la distancia, ¡se está o no se está en sintonía! ¡Gracias Carla!

Creo se trata de un escritor o guionista de serie, no lo he comprobado, quédense con la esencia del texto. Lo comparto para quien se anime.

No hay forma de que se termine una serie (miniserie, tira, libro,saga de libros) que nos gusta, sin dejarnos un sinsabor.
No hay forma de que termine “bien” y esto no es culpa de los guionistas, porque lo que más nos angustia es la propia naturaleza del fin. Se termina y no hay nada que podamos hacer con eso.
Estábamos enamorados de esos personajes. Nos reímos. Tomamos sus frases. Fueron parte de las mesas que compartimos. Y al hacerlo, los hicimos realidad.
Ahora, hay que despedirse. Saber que no vas a tener novedades sobre ellos. Que no vas a enterarte cosas nuevas. Que nadie te va a contar más.
El final es cambiar. Y nosotros queremos que las cosas duren para siempre.
Pero las cosas que duran para siempre, no dejan tiempo para las cosas que todavía no pasaron.
No son los cambios los que duelen, sino la incertidumbre de lo que viene. La fragilidad de los momentos nos aterra. No podemos seguirle el ritmo al tiempo. Y cada cosa que nos hace sentir vivos, ya pasó.
Me imagino que esto tiene que ver con nuestra propia biología.Nuestro cuerpo está mutando desde el día que somos concebidos y la única certeza que tenemos es que eventualmente, este cuerpo al que estamos unidos de por vida, va a dejar de existir.
La naturaleza de las cosas es el cambio constante. Las personas construyen, aman, edifican, crían, con miras a la eternidad.
Por eso, este fin de año - al que en una sola palabra puedo definir como: “Sacudido”- mi deseo para todos, no es otro, mas lo que espero poder aprender algún día:
Que sueñen pensando en para siempre.
Que vivan cada momento de hoy.
Y que siempre tengan la fuerza de volver a empezar.
Hasta la próxima temporada.
(B. B)

Más petitas en cambio y cogiendo la ola. 
María Juarros  Irún · Mallorca
Noemi Calvani  en Vitoria
Nuri Llompart  en Mallorca
Alona Vinç es también Lady Lindy en Mallorca

Vuestros pasos inspiran absolutamente los míos. ¡Respect! jaja ¡Gracias!

3 comentarios:

  1. Que buena eres para expresarte! Aiii mi querida petita! Ese texto me mató es una lección!

    ResponderEliminar
  2. Gracias Carla! no lo había visto, te mando un abrazo enorme.

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola! Me ha encantado la entrada y el blog en general :) Seguro que el 2015 será un gran año. Si quieres pásate por mi blog y echa un vistazo rápido. Besos :D

    ResponderEliminar